Minimalismo sostenible

En el taller Minimalismo sostenible los asistentes aprendieron a crear obras a la vez que fomentaron su sensibilidad sobre el cuidado del medioambiente. Frente a los modos de hacer de algunos artistas minimalistas, cuyas obras se caracterizan por un rechazo de la huella humana y por un acabado industrial, llevaron a cabo trabajos más acordes con una estética asociada a la regla de las tres erres (reducir, reciclar, reutilizar). La actividad permitió imaginar un futuro alternativo, donde prima la creatividad, la autogestión y el respeto por la naturaleza.